Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle una experiencia de navegación personalizada. POLÍTICA DE PRIVACIDAD

ACEPTO COOKIES

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle una experiencia de navegación personalizada. POLÍTICA DE PRIVACIDAD

ACEPTO COOKIES

Close X

MAKE A RESERVATION

RESERVE DIRECTAMENTE CON NOSOTROS Y APROVECHE ESTAS VENTAJAS. NO SE REQUIERE UNA ESTANCIA MÍNIMA

  • Bienvenida VIP al bajar del avión y acceso rápido privado a inmigración y aduanas desde la comodidad de la sala VIP
  • Servicios de bienvenida que incluyen champán y delicias gourmet
  • Desayuno diario «en cualquier lugar y a cualquier hora»
  • Aperitivos para picar en el bar de la piscina hasta el atardecer
  • Cócteles al atardecer todos los días
  • Estancia y comidas gratis para dos niños menores de 12 años
  • (los niños comen nuestro menú infantil)
  • La hora de entrada se puede adelantar y la de salida se puede retrasar según disponibilidad

*Condiciones aplicables*

EL RELOJ NOS ESCLAVIZA

Es implacable con su tictac y siempre nos hace avanzar a su inflexible ritmo.

 

Con una tentadora muestra de libertad en las Maldivas, en el espectacular atolón de Baa, una Reserva de la Biosfera de la UNESCO, The Nautilus ofrece una vida sin ataduras. Todos los visitantes de nuestras costas descubren los tesoros más excepcionales de la vida. Son regalos que el dinero no puede comprar: tiempo, libertad y refugio.

Este grupo de 26 casas en la playa y en el mar, inmensamente privadas, se encuentran más allá de los límites del tiempo. Es un lugar en el que no hay nada fijo y en el que todo es posible. Un lugar en el que es libre para marcar su propio ritmo. Libre para hacer, y ser, lo que quiera.

DESCUBRA LOS TESOROS MÁS EXCEPCIONALES DE LA VIDA

El tiempo se detiene

The Nautilus transciende el tiempo. No hay relojes ni horarios, ni horas de apertura o cierre. Aquí todos los momentos son fluidos. Cada huésped disfruta de una libertad si ataduras… todo a su debido tiempo.

Las comodidades del hogar

A solo unos pasos de una arena inmaculada o encaramadas sobre el agua de color turquesa, las casas y residencias de The Nautilus ofrecen espacio y privacidad sin igual. Cada una de ellas constituye un refugio apartado, con salones independientes, una piscina de agua dulce y su propio mayordomo privado. Son lugares en los que podrán sumergirse juntos, relajarse y disfrutar de lo mejor que tiene la vida.

Experiencias de espíritu libre

Los días siguen su propio ritmo en The Nautilus. La experiencia de los huéspedes les permite liberarse a cada paso. Aventuras espontáneas en aguas cristalinas. Estancias fluidas y personales en el spa. Cenas bajo las estrellas a cada paso. Historias que se van desarrollando sin un itinerario y sin inhibiciones.

Comidas no planificadas

The Nautilus se complace en desviarse del guión. Coma cuando tenga hambre. Desayune a la hora de la cena. Beba champán en la cama. Queremos que los huéspedes creen sus propios platos y que coman a cualquier hora y en cualquier lugar.

El arte de la vida bohemia

Una celebración del espíritu individual, The Nautilus ofrece liberación. Libertad sin condiciones. Espacio para compartir, reunirse, ser uno mismo y dar forma a la trayectoria personal. Y, por encima de todo, para celebrar a las personas con las que se encuentra, como desee. Porque, al fin y al cabo, son esos placeres sencillos y elementales —esa capacidad para ser simplemente— los que representan el mayor lujo de todos.

Haga una reserva